El Jardín “La Hormiguita Viajera” incorpora dentro de su curricula el uso pedagógico de metáforas para desarrollar, de una manera original y atractiva, distintos contenidos formativos para niños y niñas de 4 y 5 años.

La coordinadora de Nivel lnicial, Patricia Villalba destacó que “enseñar en esta etapa de la niñez, como es el Jardín, requiere mucha paciencia y, además, creatividad e imaginación”. En ese sentido, manifestó que “la metáfora es un recurso de incomparables riquezas didácticas a la hora de articular contenidos porque se trabajan en torno a los intereses de los alumnos y alumnas”.

Sala de 4

Villalba comentó que “la metáfora denominada por los chicos y chicas de la sala de 4 fue “El supermercado: Cosas mágicas”. Todo comenzó a partir de la conversación de la seño Valeria con los niños. A partir de allí y a través de un proceso democrático los niños eligieron el supermercado y le pusieron ese nombre. Los saberes previos de los niños son engranajes importantes en la metáfora ya que constituyen el puntapié de la planificación de la metáfora. La visita a un supermercado de nuestra zona incentivó más aún el interés y la creatividad de los pequeños. El salón fue ambientando con elementos propios de un gran negocio de venta de productos variados y de distintos sectores”.

Al respecto, detalló que “los contenidos articulados en ese entorno son desarrollados a través de diferentes actividades que los niños van experimentando para construir su conocimiento como por ejemplo los relacionados con el uso y las funciones de los números naturales, así como propiedades geométricas. En relación a las Ciencias Naturales y Tecnología, se trabajó con el cuidado del cuerpo y del otro, su higiene, el buen uso del baño y del agua son los temas centrales. Finalmente, en Lengua se desarrollaron conversaciones espontáneas  y mediatizadoras sobre distintos tipos de textos orales, además de diferencia entre dibujos y escritura”.

Sala de 5

La Coordinadora de Nivel Inicial indicó que “la metáfora de la sala de 5 años a cargo de la seño Analía está referida a una estación de servicio. Al igual que en sala de 4, el proceso de elección de la metáfora y el nombre que lleva son totalmente producto de la participación de los niños. En este sentido, se visitó una estación de servicio donde los niños pudieron realizar observaciones, diálogos, compras y disfrutar de la visita al lugar. En el aula están presentes todos los detalles: surtidores, expendedores, señales de tránsito, reglas de seguridad, matafuegos, shop, entre otros”.

Desde “los surtidores” se han trabajado con comparaciones de cantidades, números naturales y representaciones orales y escritas de números”, indicó la Coordinadora de Nivel Inicial.

Resaltó que “la importancia de la higiene y el cuidado del cuerpo son otros temas que se pudieron articular a partir de conversar sobre la limpieza de los baños de la estación de servicio. Además se incorporaron a éstos, las partes del cuerpo, el sistema digestivo y el sistema respiratorio sus (órganos y funciones) y el esqueleto humano”

“A partir de la playa de estacionamiento – agregó- se trabajaron los roles y funciones de las personas que la integran: encargados y playeros. Así como también las normas de seguridad del local, del shop y de la playa. También las reglas de orden, ingreso y salida de los vehículos”.

Finalmente, la licenciada Patricia Villalba agradeció “el acompañamiento de las familias, que siempre están presenten y colaboran confeccionando todos los elementos y objetos relacionados a las metáforas. Trabajar juntos por la educación de sus hijos e hijas es una gran motivación y una satisfacción enorme”.

 

 

deneme bonusu canlı bahis bahis siteleri canlı bahis canlı bahis siteleri superbahis pashagaming giriş casinomaxi giriş perabet